Radio Diferencia
05 Dec 2015 | Radio Diferencia

Noticia

Radio Diferencia: La voz de los sin voz

Radio Diferencia: La voz de los sin voz

En la película Hombre mirando al sudeste (1986), aparece en un hospital psiquiátrico un nuevo paciente que afirma ser un mensajero de otro planeta que vino a investigar la estupidez humana. Mientras en el patio del hospital él mira al sudeste para recibir noticias de su planeta, se pregunta: “Alguien se muere de tristeza, y ustedes lo encierran para no verlo (…) ¿Por qué no dejan de una buena vez la hipocresía y buscan la locura de este lado?”. Y concluye: “Yo no quiero que me curen. Quiero que me entiendan”.

Los usuarios de Radio Diferencia no miran al sudeste en el patio del Hospital Psiquiátrico El Salvador, pero sí quieren ser entendidos mejor por una sociedad que hipócritamente separa lo “normal” de lo “patológico, aunque los temas de salud mental afectan a todos. Usuarios y colaboradores profesionales discuten de la organización de proyecciones de cineterapia, seminarios, talleres, concursos, participación en una revista, entre muchos otros proyectos.

Silencio. Empieza la grabación del programa “Catarsis”. Por un lado del vidrio, Klaus se ocupa del sonido, con la ayuda de José. Por el otro lado, es el momento del arte. Al lado de Juan, Lois cuenta la vida del escritor brasileño Jorge Amado, en “Arte sin cura”. Su historia de amor con Radio Diferencia tiene 12 años de edad, mientras para el co-fundador Juan es una historia de siempre. En su programa “En un lugar de la Mancha”, él conversa con Nicol, psicóloga, y se entrecruzan términos técnicos y experiencias cotidianas para contar la bipolaridad.

En “Sanamente”, Mabel presenta los virtudes del yoga, mientras Michael habla del autismo Asperger. Carlos y Leopoldo discuten de la actualidad en Venezuela y Corea del Norte en “A la vena”. Al final, llega Jackson en “Arriba de la pelota”, el programa de deporte.

“Catarsis” no es solamente un nombre, sino también una de las funciones de Radio Diferencia, que informa y cuestiona los temas de salud mental. Para Juan, la radio es un real apoyo, no solamente en relación con su bipolaridad, pero en general para superar su vida personal. “Es una lucha que nos permite canalizar lo que sentimos, en contra del estigma y la discriminación. He aprendido mucho más de lo que podía imaginarme. Es una experiencia colectiva que te hace crecer como persona”.

Lois añade que esta radio realmente es una instancia “terapéutica, sanadora”. Leopoldo insiste en que la Radio tiene la particularidad de ser formada por los usuarios, ellos mismos, por la “Agrupación de Usuarios de Hospitales Psiquiátricos por la Expresión Radiofónica”.

Juan destaca que, en efecto, “Radio Diferencia se diferencia, justamente, porque nosotros como usuarios tenemos el principal protagonismo en la radio, podemos trabajar con un ritmo nuestro, tener nuestra propia visión, hablar desde nuestra experiencia”.

Radio Diferencia también tiene la ambición de psicoeducar a los escuchadores. “La gente ni siquiera conoce la palabra “psicoeducación”, cuenta Juan. El también ha conocido la discriminación por razones de salud mental cuando fue despedido después de tres semanas por que tenía una depresión. “Los usuarios de salud mental tienen derechos, pero en los hospitales psiquiátricos solamente tenemos lo mínimo. En El Salvador ni siquiera hay biblioteca o talleres. Existen solamente dos hospitales psiquiátricos en la región, lo que es nada”.

Sin embargo, la salud mental es un tema central en Chile, donde el estrés, la competencia, las diferencias sociales, siguen siendo muy fuertes. Pero Michael añade que algunos progresos fueron hechos por la Ley de Inclusión Laboral. “Antes, con mi diagnostico de esquizofrenia era muy difícil para mí poder incluirme en el ámbito laboral. Ahora sí puedo tener horarios flexibles, trabajar tres veces a la semana…” .

No obstante, la radio todavía tiene pocos recursos dado que no tienen una entrada fija de dinero y tienen que postular a fondos concursables o pasar por la Ley de Donaciones. Pero el sueño de poder hacer de este trabajo, una pega remunerada aún es vivo. A Leopoldo le gustaría trabajar en una radio en Santiago. Jackson también confía, “ahora voy a ver si puedo hacer estudios para ser locutor radial, hacer comentales deportivos. La radio me hizo sentirme bien. ”

radio

marzo 24th, 2019

No Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *